"Incentivos" para las compañías aéreas

En un primer momento se gestionaban los aeropuertos exclusivamente como  instalaciones de infraestructuras. En las dos décadas últimas han introducido los aeropuertos programas de incentivos con el fin de incrementar la demanda de prestaciones y servicios en los aeropuertos. En dichos programas ofrecen los aeropuertos a las líneas aéreas una serie de descuentos de tasas, pagos de bonos o iniciativas de marketing durante un determinado período de tiempo por abrir nuevas rutas o por incrementar el volumen de carga o de pasajeros. Según otras variantes se ha previsto que los aeropuertos acuerden bilateralmente con las líneas aéreas determinados compromisos de crecimiento y pagos de incentivos, o que sean los gobiernos locales los que establezcan tales acuerdos con las compañías aéreas.

Una investigación realizada por la Universidad de Colonia1 entre los 200 aeropuertos mayores de la Unión Europea muestra que más del 60 por ciento de los aeropuertos ofrecen incentivos, aplicándose aproximadamente en un tercio de los 200 aeropuertos un programa oficial de incentivos, en tanto que el resto actúa con arreglo a acuerdos bilaterales entre la compañía aérea y el aeropuerto o la compañía aérea y el gobierno local. Algunos aeropuertos ofrecen más de una modalidad de incentivos.

Se aplican sobre todo programas de incentivos en los estados europeos de Francia, Alemania, Polonia, Portugal y muchos países más pequeños, como Austria. En Italia no se aplican normalmente programas oficiales de incentivos, sino que se establecen acuerdos bilaterales que también se establecen en Francia y Gran Bretaña. Algunos aeropuertos españoles han establecido también acuerdos bilaterales. Por lo demás dejan en manos de los gobiernos locales el firmar acuerdos con las compañías aéreas.

Existen dos tipos principales de mecanismos de incentivos, implicando el primero una reducción de las tasas del aeropuerto, bien sea en forma de una rebaja del precio ex-ante o de un descuento ex-post de los pagos ya realizados, consistiendo el segundo tipo en pagos de promoción a compañías aéreas que aportan un incremento de rutas o de pasajeros. Se entregan ya sea sin especificación concreta de la finalidad a la que se destinan, o bien de forma específica para financiar un porcentaje determinado de gastos de marketing de una compañía aérea.

Algunos de estos incentivos son subvenciones, en tanto que otros consisten en simples descuentos y otros finalmente en comisiones o  Kick-Backs. Sea cual sea la forma en la que se presenten, es común a todos ellos el hecho de que generan una demanda artificial, unas condiciones de mercado no transparentes y, por tanto, distorsiones dentro del mundo económico.

Solicitamos que se prohíba cualquier tipo de pagos de incentivos en aeropuertos europeos, tanto si se trata de subvenciones, como si se trata de comisiones no lícitas o de descuentos, y que se obligue a cobrar los servicios  de infraestructuras en los aeropuertos con arreglo a tarifas generales, completas y transparentes.

 

--------

1 Malina, Robert; Albers, Sascha; Kroll, Natalie: Airport incentive programs – A European perspective Working Paper 107 of the Department of General Management, Business Policy and Logistics, University of Cologne, Cologne, 2011.